Algodón, la muerte de la tierra.

El algodón (Gossypium Sp.) es un cultivo mundialmente extendido. Sus orígenes se remontan a  la zona del Indostán y ya desde el año 1500 A.C. hay escritos que hablan de su uso para elaborar prendas de vestir. El algodón es una planta de la familia Malvaceae, originaria de Asia. En la actualidad aunque este cultivo se expande por todo el globo terráqueo, la mayoría del comercio se centra en 4 países: China, India, Pakistán y Estados Unidos.

Niños cultivando algodón.

Niños cultivando algodón.

El algodón que utilizamos en la actualidad procede en su mayoría de plantas modificadas genéticamente para producir más fibras. Ante este tipo de algodón encontramos el algodón orgánico, variedad de cultivo mucho mas respetuosa, que no usa productos contaminantes. El cultivo tradicional con pesticidas es el cultivo más contaminante que existe. Este método gasta el 25% de insecticidas y 12% de pesticidas usados en el mundo. Esto provoca que las zonas de cultivos estén gravemente contaminadas, viéndose muy afectadas las zonas de humedales y ríos próximos a los cultivos. Las poblaciones que viven cerca de las grandes extensiones de algodón  presentan unos grandes índices de enfermedades y problemas respiratorios, asociados a los productos usados en los campos.

Ante la problemática surgida por el abuso de pesticidas e insecticidas para el cultivo tradicional, surgió el cultivo orgánico del algodón. Este tipo de cultivo no usa ningún tipo de producto que no sea 100% respetuoso con el medio ambiente. Otra de las ventajas que presenta el cultivo orgánico  es que al no matar a los insectos de las zonas de cultivo, ellos mismos regulan su presencia y no encontramos sobrepoblación de algunas especies. En los cultivos con insecticidas, encontramos que la falta de especies provoca que las restantes se reproduzca de forma descontrolada, creando nuevas plagas que terminan afectando al algodón y demás cultivos.

Otro gran problema en el cultivo de algodón es el trato y explotación que se les da a los trabajadores. En los últimos años se esta tratando de lograr que los trabajadores de plantas de algodón orgánico sean contratados con las mejores condiciones laborables posibles y con el cumplimento de los derechos humanos. Esto favorecería la introducción del algodón orgánico dentro del tratado de comercio justo, dando más razones para el uso de este tipo de algodón. Para lograr un comercio justo, a los trabajadores se les paga entre un 30 y un 60 por ciento más por sus productos. Segun datos publicados en el año 2008, la producción de algodón orgánico creció entorno al 110% durante los años 2006 y 2008 y su comercio un 116%.

Algodón.

Algodón.

Webs consultadas :

http://www.ecodes.org/noticias/algodon-ecologico-una-alternativa-responsable#.URtsdx3lCWE

http://www.wikipedia.org/wiki/Gossypium

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s